Cuando aumentar el peso que levantas para ganar músculo

Lo tienes claro: quieres ganar músculo en el gimnasio y has comenzado a entrenar para ello. Tarde o temprano aparecerá esa pregunta: ¿debo de esforzarme más? Es una pregunta delicada: no quieres forzar la maquinaria pero tampoco dormirte en los laureles. Hay algunas señales que puedes interpretar como óptimas para decidir que ya es el momento apropiado para subir de nivel. ¿Las cumples todas ya?

Tips para saber cuando aumentar el peso para ganar músculo

1 – Tienes la técnica dominada

Lo primero que vas a tener que aprender cuando empieces a levantar pesas es la técnica apropiada y la manera de emplear tu cuerpo de forma segura. Hasta entonces no deberías plantearte hacer un ejercicio más intenso. Cuando ya tienes la técnica dominada, verás que levantar peso se hace mucho más fácil y que hace trabajar el cuerpo. Es un buen momento para comenzar a aumentar el peso.

2 – Podrías estar todo el día haciendo repeticiones

¿Te empieza a resultar muy fácil tu rutina de ejercicio? Si tienes la sensación de que podrías hacer el ejercicio durante mucho tiempo, es una buena señal. Aumenta la intensidad: prueba a hacerlo más deprisa, aumenta las repeticiones o levanta más peso y así conseguirás ganar músculo en el gimnasio.

3 – Notas que no progresas

¿Crees que no estás mejorando? ¿Notas que te has estancado pero aún no tenías previsto un cambio en tus rutinas? Si crees que has dejado de mejorar tu forma física, tu definición o de aumentar tu fuerza… es un buen momento para que des un paso adelante: aumenta el peso, haz más repeticiones o incluso añade una nueva serie a tu rutina. ¡Necesitas más esfuerzo para seguir mejorando!

4 – No te compliques la vida

Levantar pesas no es tan complicado. ¡Usa el sentido común! Comienza con poco peso, domina la técnica, y cuando sientas que deben aumentar el peso, hazlo progresivamente. La impaciencia es mala: no salte de 2 a 20 kilos de golpe. Y si te aburres… ¡cambia la rutina! Tu objetivo no es sólo ganar músculo en el gimnasio… ¡también tienes que divertirte haciéndolo! ¿Has probado, por ejemplo con el My Pump? Una manera estupenda de hacer pesas divirtiéndote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *